Nacionales

Mujer ultimada por expareja lo había denunciado y fiscal la refirió a un psicólogo

SANTO DOMINGO.-La joven Leydi Vicente, quien fue ultimada por su expareja Rubén Darío Jiménez Pérez en el sector Brisas del Edén, tenía un mes separada de este por los constante maltratos físicos y psicológicos a que la sometía el homicida, a quien había denunciado en la Fiscalía de violencia de Género de la Santo Domingo Este, pero la fiscal del caso, la refirió a un psicólogo y a él lo despachó.

Así lo manifestaron familiares de la víctima, quienes indicaron que la fiscal que recibió el caso no le creyó que era maltratada por Rubén, nunca le permitió hablar y la refirió a un psicólogo aleganado que ella «tenía problemas».

Adelfa Vicente, tía de la víctima, dijo que la fiscal «no hizo nada, por eso él la mató, junto a su padre y su cuñado porque él le estaba dando seguimiento para cometer el hecho».

Jiménez Pérez emprendió la huida tras quitarle la vida a su expareja Leydi, con quien procreó un niña que tiene ocho meses de nacido, también mató a la madre de esta, Ofelia Vicente, al padre Ángel Vicente y al cuñado Henry.

Mientras, se encuentra estado delicado la hermana de la víctima Orlyn Vicente, quien está ingresada en el Hospital Darío Contreras. El hecho ocurrido el domingo en horas de la tarde.

Los familiares de las victimas piden justicia y temen por su vida porque el homicida supuestamente fue deportado de Estado Unidos.

“El llamo a mi hermana y le dijo que a él no importa seguir matando”, dijo Adelfa Vicente, tía de la expareja de Jiménez Pérez.

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba
Cerrar
Cerrar